Una estrategia de marketing de contenidos que permitió a Gasco entrar a Instagram solucionando a los chilenos un delicioso problema: ya no necesitar nunca más de excusas para parrillar!